12 placeres de los pobres que los millonarios NUNCA entenderán


“Pobrecito mi patrón, piensa que el pobre soy yo” decía el buen compositor Facundo Cabral refiriéndose a que la mayoría de los millonarios nunca pueden disfrutar de su dinero, pues tienen que pasar mucho tiempo cuidando y protegiendo sus posesiones y sus riquezas. Así de irónico es el mundo. 


Lamentablemente para ellos, lo mejor de la vida son los detalles sencillos que las personas comunes vivimos, y para que nunca vuelvas a envidiar a ese ricachón de tu barrio, aquí te demostramos por medio de 12 imágenes que el afortunado eres tú, pues ellos jamás conocerán la delicia de vivir estos placeres de pobre:

1.- Encontrar un lugar para sentarte cuando el metro está lleno.


2.- Jugar una cascarita con tus amigos del barrio. 


3.- Encontrar un billete de 200 en el pantalón que te pusiste hace dos semanas. 


4.- Cuando regresando de la fiesta pensabas pagar un taxi, pero te vas en un camión colectivo y te deja muy cerca de tu casa. 


5.- Cuando de joven te pones unas fiestotas con tomando AGUALOCA. 


6.- Cuando SÍ pasa tu tarjeta en el Oxxo y no sabías si ya te habían pagado. 


7.- Cuando te compras una Sabritas y te sale doble tazo. 


8.- Cuando te das cuenta que eres inteligente porque sabes resolver problemas cotidianos. 


9.- El maravilloso placer de bañarse a jicarazos en verano. 


10.- Cuando vas a tomar a una cantina y te das cuenta que te regalan la comida.


11.- Disfrutar muchísimo las muestras gratis que te dan en las tiendas. 


12.- Comer tacos de carnitas en los mercados. 


Y tú ¿qué otro placer mundano y común conoces que no conozcan los millonarios?

Si te gustó la nota dale LIKE y COMPARTE con todos tus amigos, COMENTA con todos tus cuates y recuerda ¡SUSCRÍBETE! encontrarás más notas y artículos de tu interés. 
Recomendados
Recomendados